Beneficios de un Entrenador Personal

Deja un comentario

A medida que se vayan dando pasos, a medida que se vaya avanzado en el logro de los diferentes objetos establecidos, se comenzarán a notar los diferentes beneficios de contar con un profesional en la materia que te ayude, apoye y sirva de soporte, una persona que te supervise y permita alcanzar tu meta final. Entre los beneficios más destacables merece la pena mencionar:

  • Menores lesiones. Se reducen considerablemente el riesgo de sufrir lesiones, ya que el entrenador personal se encargará de corregirte y darte las pautas correctas para evitar dañar o provocar roturas de músculos, ligamentos o huesos. Es decir, garantiza tu propia seguridad
  • Mayor motivación personal. Ayuda a crear una mayor motivación sobre la persona que es supervisada, ya que el entrenador personal tiene la misión de conocer tanto tus intereses como tus objetivos y personalidad. Tu entrenador personal evitará que pasen por tu cabeza frases tan comunes como ‘No lo conseguiré’, ‘No puedo hacerlo’ o ‘Estoy cansado’, frases que no te permiten superarte. La mente puede convertirse en un gran enemigo. Con la ayuda de una persona que te dirija en tus entrenamientos podrás sacar la fuerza que llevas dentro, dar lo mejor de ti mismo y no darte por vencido.
  • Ejercicios personalizados. Todos y cada uno de los ejercicios o actividades que desempeñarás estarán especialmente diseñados para ti, serán ejercicios adaptados a tus necesidades, características personales y objetivos deseados.
  • Resultados más rápidos. Con la ayuda de un entrenador personal comenzarás a notar los resultados que tanto esperas en menos tiempo que si lo intentas tu sol@. Y es que al crear unos ejercicios personalizados exclusivamente para ti, ello se traduce en una mayor eficacia en tus entrenamientos que si lo haces por tu cuenta.
  • Aumento de la autoestima. El simple hecho de encontrarte mucho mejor contigo mismo te ayudará a incrementar tu autoestima, y ello repercutirá muy positivamente en todos los ámbitos de tu vida. Verte mejor delante del espejo también es algo que se proyectará en los demás.
  • Asesoramiento adicional. Muchos entrenadores personales también tienen amplios conocimientos en Nutrición y/o Fisioterapia, lo cual te aportará asesoramiento e información adicional muy útil para que tus entrenamientos sean un rotundo éxito.

Comienza a ejercitar tu cuerpo de otra manera, entrena de la mano de profesionales que te ayuden alcanzar tus objetivos de manera mucho más rápida, segura, eficaz y fácil.

La Navidad y el Ejercicio

Deja un comentario

navidad-ejercicios2Lo recomendable es hacer ejercicio mínimo durante 30 minutos al día, por lo menos cuatro veces por semana.

Los especialistas recomiendan tener actividad física para contrarrestar los excesos en la ingesta de alimentos y bebidas, durante la temporada navideña.

El experto en Nutrición y Cultura Física en el Centro de Seguridad Social (CSS) del Instituto en Guadalajara, indicó que lo recomendable es hacer ejercicio mínimo durante 30 minutos al día, por lo menos cuatro veces por semana.

Indicó que el ejercicio contribuirá a eliminar la ganancia de calorías que se consumen con los antojos navideños y a eliminar toxinas y grasas, mediante el sudor y la orina, es necesario además ingerir mínimo dos litros de agua natural al día.

Exhortó a vigilar la ingesta de calorías que en esta temporada suelen ascender a más de dos mil al día, debido en gran parte, al consumo de productos dulces.

 Pidió moderar el consumo de carbohidratos y azúcares, además de evitar consumir alcohol, que además de provocar daños en la salud, contribuye de manera importante al sobrepeso.

 Otra recomendación es incrementar el consumo de frutas y verduras, primordialmente de vegetales verdes y frutasnavidad-ejercicios1 cítricas como mandarinas y naranjas, entre otras, que además previenen enfermedades.

 Indicó que lo ideal es ingerir porciones pequeñas de comida, en caso de acudir a posadas, incluso durante la cena navideña, lo mejor sería desayunar y comer ligero, para compensar las calorías que se consumirán en la noche.

Mencionó que aunque algunas personas suelen tener su cena navideña a medianoche, se recomienda cenar más temprano, con la finalidad de contribuir a una mejor digestión de los alimentos.

Los expertos advierten que de no vigilar el consumo de calorías, al finalizar las festividades navideñas, podría haber una ganancia de peso de hasta ocho o 10 kilos, lo más saludable es disfrutar de los antojos de la temporada, con moderación.

A partir del mes de enero, cuando concluyen las fiestas de fin de año, es importante no recurrir a dietas extremas, ni abusar en la práctica del ejercicio.

Para reducir los kilos de más, dijo el experto, se debe optar por modificar hábitos alimenticios y tener una dieta balanceada, además de realizar ejercicio diariamente, sin excederse.

Las Uvas Pasas

Deja un comentario

uvas_pasasQue las uvas son un excelente alimento para nuestro organismo todos lo sabemos, pero luego está la cara b de las uvas, se trata de las pasas, a las que mucha gente desprecia y no consume. Es importante que sepamos los beneficios que éstas tienen para nuestro organismo, que son muchas.

Las uvas pasas, como su nombre indica, son uvas pasadas, secas, deshidratadas, ya que simplemente se dejan a secar hasta que se queda un fruto dulce y de color oscuro. Este tipo de fruto mucha gente lo asocia con los frutos secos, aunque en esencia no dejan de ser una fruta y conservar parte de los beneficios que nos brindan las uvas. A pesar de todo, las pasas no son muy apreciadas por todos, ya que muchas personas las desechan sin saber lo beneficiosas que pueden resultar para su organismo.

 Las uvas pasas son ante todo una gran fuente de energía, ya que contienen altas dosis de hidratos de carbono. Por este motivo es muy recomendable su consumo en deportistas y personas que mantienen una alta actividad. Al estar secas el concentrado nutricional es mayor, ya que la uva ha perdido el agua y se han quedado los azúcares que son los causantes del característico sabor de las pasas y su alto contenido energético.

Junto a esto debemos destacar su alto contenido en potasio, necesario para mantener un perfecto funcionamiento del organismo, ya que nos ayuda a eliminar líquidos del cuerpo, pues es un buen diurético, y a mantener nuestros tendones y articulaciones en forma, ya que evita la aparición de calambres.

La fibra forma parte de las pasas, y es necesaria para mantener un perfecto tránsito intestinal, a la vez que nos ayuda a eliminar toxinas y sustancias de deshecho del organismo. También las pasas son una buena ayuda para mejorar la circulación sanguínea y evitar la formación de coágulos que nos pueden causar algún que otro contratiempo. Además, previene la aparición de placas en las paredes del corazón que poco a poco van minando su funcionamiento.

Las pasas, al igual que las uvas, son una buena fuente de antioxidantes. Esto se debe al alto contenido de bioflavonoides que nos vamos a encontrar en ellas, y que sirven de protección celular, evitando que se vean afectadas por el ataque de los radicales libres, y logrando prolongar su juventud por más tiempo. Estas sustancias hacen que las pasas sean una buena prevención para determinadas enfermedades como el cáncer…

El Estrés en el Embarazo

Deja un comentario

embarazo-y-estresSiempre se recomienda tranquilidad a las madres embarazadas, hay que evitar todo estrés en el embarazo, algo muy sencillo de decir pero difícil de llevar a la práctica en una sociedad en la que aún hoy, el peso de la casa lo sigue llevando mayormente la mujer y que además, tiene trabajo fuera de ella, a menudo en puestos de responsabilidad que generan una gran tensión.  El estrés en la mujer embarazada es algo común y debe ser controlado, ya que algunos de los problemas que puede ocasionar en el embarazo son bebés de bajo peso e incluso abortos espontáneos.

Estrés y embarazo:
Así lo indican recientes estudios, el estrés materno puede ser causa de recién nacidos de bajo peso para su edad de gestación y además, en los últimos años se ha demostrado que este estrés de las mujeres es mucho más importante durante el embarazo y que la tensión nerviosa de la madre puede relacionarse, además del bajo peso del recién nacido, con abortos espontáneos.
Está demostrado que en una madre estresada el flujo de nutrientes hacia el bebé disminuye, al alimentarse menos, ocasiona bebés de bajo peso que a su vez pueden presentar dificultades locomotrices en el futuro, es algo aritmético y que la madre debe valorar, por encima de cualquier cosa siempre ha de estar el bienestar de nuestro bebé.
Un estudio reciente con 1.000 mujeres embarazadas ha demostrado que las 55 que perdieron al bebé se sentían más estresadas, tenían niveles más altos de cortisol y más bajos de progesterona (hormona crucial para el mantenimiento de un embarazo saludable).  Según este mismo estudio, algunos bebés expuestos a un alto nivel de cortisol tienen un coeficiente intelectual más bajo al año y medio de edad.  Son más proclives a padecer ansiedad y miedos y a sufrir problemas de desarrollo neurológico como retrasos cognitivos, ansiedad o problemas de conducta como el síndrome de hiperactividad y déficit de atención.

Eso sí, ¡no te alarmes, ni te estreses por leer esto!

Las mujeres no debemos preocuparnos excesivamente por los resultados de estas investigaciones, ya que todos estos datos tan alarmantes están en relación con niveles extremos de estrés, en cualquier caso, conviene mantenerse atento a nuestro nivel de estrés y controlarlo y reducirlo en la medida de la posible.

¿Cómo controlar en estrés en el embarazo?
Cada vez es más frecuente la necesidad de una baja laboral de una embarazada sometida a estrés, con objeto de recuperar la ganancia de peso de un feto que se había estacionado en su crecimiento intrauterino.
Con un aporte nutricional adecuado, tranquilidad y reposo se consigue una mejor nutrición del feto y un mayor aporte de sangre oxigenada al territorio fetal.

8 Vasos con Agua al Día

Deja un comentario

aguaEl doctor Juan Carlos Benites y la nutricionista Sara Abu Sabah recalcaron la función del agua en el organismo.  Los especialistas concordaron que el ser humano debe tomar como mínimo ocho vasos con agua al día.

“Lo mínimo es tomar ocho vasos con agua al día.  Sin embargo las personas que tienen un cuerpo atlético tendrán mayor sensación de sed.  Si uno pierde hasta el 10% de líquido corporal podríamos poner en riesgo la salud.  El agua es sumamente importante.  Cuando una persona es adulto mayor, el estímulo de la sensación de sed disminuye”, señaló la nutricionista.

Es necesario resaltar que el cuerpo humano puede resistir hasta diez días sin recibir agua en casos extremos.  Nuestro cuerpo en una gran cantidad está hecho de este líquido, para ser más exactos, el adulto lleva un 60% de agua en el cuerpo y los niños un 70%.

El clima es un factor que afecta la cantidad de agua que perdemos y que ingerimos.  Una persona normalmente micciona un litro y medio de líquido al día.  En una temperatura cálida la transpiración aumenta y por ende se incrementa la cantidad de líquidos perdidos.

El agua en nuestro cuerpo es el transporte de todos los nutrientes y los elementos de deshechos que viajan a través de la sangre.  Otra función importante que cumplen los líquidos se dan a través de nuestro sistema digestivo.

Los doctores recordaron que hay tres formas de conseguir líquidos para nuestro cuerpo: La primera es por medio de los líquidos propiamente dichos como el agua, jugos e infusiones.  Otra manera es el agua a través de los alimentos.  Así también podemos obtener agua por medio del metabolismo producto de la digestión.

Finalmente, para llegar a los ocho vasos con agua recomendaron tomar líquidos entre las comidas y beber distintos tipos de jugos y refrescos naturales.

9 nutrientes para la Dieta de nuestros Niños

Deja un comentario

No debemos olvidarnos de los niños y siempre preocuparnos por su alimentación ellos nos lo agradecerán cuando sean mayores y así hacer una cadena y que ellos enseñen a sus hijos a comer sano.

NutricionLa nutrición es fundamental para que los niños crezcan sanos y fuertes: durante los primeros años de vida, el conocido ‘eres lo que comes’ se convierte casi en una máxima con la que organizar desde el desayuno hasta la merienda, pasando por el menú del colegio, pero… ¿sabes exactamente cuáles son los nutrientes esenciales que los niños deben consumir a diario? Te los resumo.

PROTEÍNAS
Las proteínas desempeñan un papel fundamental en el crecimiento, hasta el punto de ser indispensables para los niños: ayudan a fabricar nuevas células, protegen el sistema inmune con un arsenal de defensa naturales y les dan energía para enfrentarse al día a día en el colegio con una sonrisa. Las encontrarás a montones en la carne roja o de pollo, los huevos, el pescado blanco, los lácteos, las nueces, las lentejas o el jamón serrano.

HIDRATOS DE CARBONO
Otro de los pilares de la alimentación infantil son los carbohidratos, ya que son la principal fuente de energía del cuerpo humano, y han de consumirse de en abundancia, especialmente entre los niños. Eso sí: hay que saber escogerlos bien, reduciendo los hidratos malos’ (como los azúcares, presentes, por ejemplo, en los dulces), y apostando por los que provienen de alimentos ricos en fibra. Son buenas opciones, por ejemplo, el pan, los cereales (especialmente los que llevan azúcares naturales no añadidos), el arroz, la pasta o las patatas. 

GRASAS
Descartando las saturadas o las temidas trans, no todas las grasas son dañinas para el organismo: es más, muchas se consideran una excelente fuente de salud, como el aceite de oliva, el pescado azul (especialmente el salmón, el bonito o el atún), la leche entera o los frutos secos.

CALCIO
¿Quién no ha oído miles de veces eso de que ‘hay que beber leche para tener unos dientes y huesos fuertes’? La leche es la principal fuente de calcio en los niños, un nutriente fundamental en su menú diario mientras están creciendo. Lo encontrarás a raudales en casi todos los productos lácteos, como el queso, el yogur, la leche condensada o el helado (¡cuidado con los azúcares!), además de en algunas verduras y legumbres (como las espinacas, el brócoli, las lentejas o los garbanzos), la yema del huevo, la leche de soja, y, por partida doble, en la leche enriquecida con calcio.

HIERRO
El hierro es especialmente importante para la sangre, encargada de transportar oxigeno desde los pulmones hasta el resto de células del cuerpo. Para tener una sangre ‘rica en hierro’ es fundamental incluir en la dieta de los ‘peques’ carnes rojas o de pollo, hígado (fácilmente sustituible por paté), frutos secos, espinacas, chocolate, garbanzos, lentejas y guisantes, así como los cereales para el desayuno ricos en hierro.

ÁCIDO FÓLICO
A pesar de su rimbombante nombre, el ácido fólico no es nada más (y nada menos) que un tipo de vitamina B, fundamental en la alimentación de las mamás embarazadas y los niños, y responsable del tránsito de glóbulos rojos en nuestra sangre. Es fácil de encontrar en las lentejas y los garbanzos, así como en las verduras de hojas verdes.

FIBRA
Controlar el ir al baño o no, no siempre depende de la habilidad del pequeño: estimular la actividad intestinal en los niños es importante para que adquieran una regularidad que se extienda hasta su vida adulta. Algunos tipos de fibra, además, sirven para controlar los niveles de colesterol y azúcar. Encontrarás cantidad de fibra en los cereales integrales (como la cebada, la avena o el arroz integral), las frutas, las legumbres y prácticamente todas las hortalizas y verduras. ¡Que no les falte verde en el plato!

VITAMINA A
Otro ladrillo fundamental para los cimientos de unos buenos dientes es la vitamina A, que, además, ayuda a mantener la piel y los huesos sanos y fuertes, y es fundamental para tener una vista de lince. La encontrarás a montones en las zanahorias, la calabaza, el calabacín, el melocotón o el albaricoque. Truco: cuanto más intenso sea el color de la fruta, mayor será el contenido de betacaroteno.

VITAMINA C
Fundamental para que se produzcan las reacciones metabólicas básicas del cuerpo humano, la vitamina C ayuda a reforzar el sistema inmune (de ahí el clásico zumo de naranja cuando están resfriados), así como al desarrollo de dientes y encías, huesos o a la cicatrización de heridas. Encontraras montones de vitamina C en los cítricos, como las naranjas, limones, kiwis y mandarinas, así como en las fresas, tomates, espinacas o la coliflor.

Mitos en la Alimentación

1 comentario

Vivimos con tantos mitos y ya es hora de que la verdad salga a la luz, les dejo este post para su análisis, espero sus comentarios.

Alimentacion027

Son muchos los mitos de nutrición que circulan durante la temporada de fiestas. Entre estos, que los carbohidratos (azúcares) son los causantes del aumento de peso o que comer de noche hace engordar más que en otro momento del día. Estos mitos, según informa el estudio Festive Medical Myths publicado en la revista British Medical Journal, son incorrectos. El estudio, llevado a cabo por investigadores de la Escuela de Medicina de la Universidad de Indiana en Estados Unidos, comprobó la falta de evidencia científica detrás de las creencias más comunes asociadas con la temporada navideña. Sobre esto profundiza Samar Yorde, médica venezolana y especialista en salud pública, quien además destaca que ningún alimento o bebida por sí solo causa sobrepeso.

Mito: Los carbohidratos (azúcares) causan sobrepeso
Los carbohidratos son sustancias orgánicas (vienen de la naturaleza), que están compuestas por carbono, hidrógeno y oxígeno, en combinación con moléculas de agua. Cuando se ingieren a partir de los alimentos, se convierten en glucosa para poder ser absorbidos por nuestro cuerpo y pasan a la circulación para constituir la principal fuente de energía humana, aportando (en condiciones normales) alrededor del 55% de las calorías totales diarias que consumimos.

Por ejemplo, muchas personas creen que los alimentos y bebidas endulzadas con azúcar, como los postres, jugos o bebidas gaseosas, son los causantes del sobrepeso.  Sobre esto la doctora Yorde agrega que “no hay alimentos buenos o malos, solamente dietas desbalanceadas. No hay que temerle a los carbohidratos. Sin embargo, al igual que los demás nutrientes, es fundamental consumirlos dentro de una alimentación equilibrada, siempre evitando los excesos”. Comenta además que las calorías no sólo van a provenir del azúcar o de otros carbohidratos, sino también del exceso en el consumo de proteínas y grasas.
Si la preocupación es el aporte calórico, el agua, las bebidas y los alimentos bajos en calorías o sin calorías y endulzados con edulcorantes no calóricos (sustitutos de azúcar) son una magnífica alternativa para las personas que tienen dificultades en prescindir del sabor dulce.

Mito: Comer de noche engorda
“Comer de noche no engorda más que comer en la hora de almuerzo. Una de las principales causas del aumento de peso es el desequilibrio calórico. Esto significa que el total de calorías consumidas es superior al total de calorías gastadas. Las personas deben entender que si ingieres alimentos altos en calorías de manera excesiva durante la noche y te acuestas a dormir, es muy poco probable que puedas gastar esas calorías a través de la actividad física o ejercicio. Todo exceso de calorías se acumula como grasa, que no es más que energía de reserva que no pudo ser utilizada por el organismo”, explica la experta.
Para engordar 1 kilo de grasa necesitamos acumular 7 000 calorías de más, explica Yorde. 100 calorías diarias que nos pasemos (25 gramos de algún alimento calórico) o 100 calorías diarias que no quememos con actividad física, por 100 días son 10 000 calorías. Por lo tanto, en aproximadamente 3 meses tendremos 10 000 calorías de exceso, equivalente a un kilo y medio de peso ganado.
Para mantener el equilibrio calórico  la doctora Yorde recomienda evitar el consumo excesivo de alimentos, mantener una dieta balanceada rica en todos los grupos de alimentos, una adecuada hidratación y, por supuesto, realizar actividad física de manera regular.  “Para estar saludable, es necesario realizar mínimo 30 minutos de actividad física moderada, 5 veces a la semana. Si quieres hacer desaparecer esas 7 000 calorías acumuladas, deberás incrementar la cantidad de tiempo de actividad física que realizas. Se necesitan, como mínimo, 300 minutos (1 hora, 5 veces a la semana) de actividad física de moderada intensidad para bajar de peso”, señaló.

Mito: El azúcar hace a los niños hiperactivos
Muchos padres piensan que el azúcar causa hiperactividad en sus hijos. Sin embargo, se han publicado estudios científicos que demuestran lo contrario. De acuerdo con la doctora Yorde, existe una condición médica llamada trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH), que es un síndrome conductual o un conjunto de síntomas que se manifiestan como alteraciones del comportamiento. Se sospecha de su existencia cuando el niño se distrae muy fácilmente, tienen períodos de atención breves, inquietud, inestabilidad emocional y conductas impulsivas.
El Instituto Nacional de Salud Mental de Estados Unidos indica que la evidencia científica ha demostrado que el TDAH tiene una fuerte base neurobiológica. Agrega que, aunque no se han identificado las causas exactas, la genética posiblemente contribuye fuertemente a la manifestación del trastorno en la población.