Y si no Desayuno…

Deja un comentario

Desayunar rompe el ayuno de 12 horas y recarga al cuerpo de la energía necesaria para el correcto funcionamiento de todo el organismo.

¿Qué efectos perjudiciales tiene el no desayunar?

  • Contrario a lo que se cree que no desayunar ayuda a bajar de peso, nada más lejos de la realidad. No desayunar predispone con más facilidad a engordar.
  • No desayunar causa falta de concentración. La gente que no ingiere nada al levantarse comete más errores en su trabajo.
  • No desayunar causa decaimiento.
  • No desayunar causa mal humor. 
  • No desayunar repercute en un mejor rendimiento físico e intelectual. 
  • No desayunar puede ocasionar gastritis.
  • No desayunar causa pérdida de tono muscular.
  • Otro de los problemas que trae el no desayunar es hacer que el metabolismo disminuya y se haga lento.

Por todo lo anterior, sin lugar a dudas es mejor desayunar por el bien de nuestra salud, de nuestro trabajo y nuestro rendimiento intelectual. 

¿Cuál es el desayuno ideal?

Para ser nutricionalmente equilibrado, un desayuno debe contener de cada uno de los siguientes grupos de alimentos:

  • Hidratos de carbono (pan, cereales de desayuno, galletas): aportan la energía necesaria para empezar bien el día, además de vitaminas, minerales y fibra.
  • Lácteos (leche, yogur, queso): aportan proteínas, calcio y vitaminas.
  • Fruta (entera, jugos naturales, macedonias): fuente de minerales, vitaminas, azúcares y fibra.

¿Metabolizar Alimentos?

Deja un comentario

metabolizar¿A qué hora se metaboliza mejor cada alimento? Te lo explicamos haciendo un desglose por comidas con el tipo de alimento que tu cuerpo recibe y metaboliza mejor.

  • El momento perfecto para que el cuerpo reciba grasas es el desayuno, ya que al comienzo del día el cuerpo metaboliza mejor los alimentos. De esta manera, aunque siempre hay que mantener una dieta equilibrada, sería el momento de tomar galletas, tostadas, mantequilla o queso, pero siempre controlando lo que tomamos. Si tomamos un buen desayuno podemos llegar a reunir hasta 400 calorías.
  • A la hora de comer lo que mejor metaboliza el cuerpo son las proteínas, por lo tanto la carne, pescado o las legumbres tienen que ser parte fundamental en este momento del día. El aporte calórico de la comida debe rondar las 550.
  • La tarde, a la hora de merendar, es el momento perfecto para que nuestro organismo reciba azúcares. La explicación a esto la encontramos en que nuestro cuerpo segrega mayor cantidad de insulina y, por lo tanto, metaboliza mejor el azúcar. Por lo tanto, es el momento idóneo para consumir dulces, sin sobrepasar las 150 calorías.
  • Por la noche, la cena debe ser  y, además, no debe posponerse hasta muy tarde, pues nuestro cuerpo tardaría más en hacer la digestión. Una buena cena no puede sobrepasar las 350 calorías y hay que olvidarse de platos fuertes que perjudiquen a nuestro cuerpo.