grasatransLas grasas trans son grasas tóxicas que se producen principalmente cuando se somete una grasa vegetal líquida y se la convierte en sólida por medio de un proceso que se llama “hidrogenación”, el cual consiste en calentar el aceite líquido e inyectarle burbujas de hidrógeno para que vaya cambiando su consistencia de líquida a pastosa (cuando es hidrogenada parcialmente) o sólida (cuando es hidrogenada totalmente).

Este proceso permite una serie de beneficios en las características físicas de la manteca resultante pero no así en su calidad nutricional, puesto que las grasas trans se producen como resultante de desecho del proceso, contaminando el producto final.

¿Y cómo afectan nuestra salud?  Estudios de la Universidad de Harvard, han demostrado que las grasas trans consumidas diariamente pueden condicionar un deterioro de la salud cardiovascular, ya que aumentan la concentración de colesterol malo (LDL) y una disminución del colesterol bueno (HDL), así también como un aumento en el colesterol total.  Se habla que las grasas trans podrían ser responsables de casi 100,000 muertes anuales en Estados Unidos por un consumo desmedido (muchas veces por falta de información).

Se recomienda no consumir más de 2 gr. de grasas trans por día.  Las grasas trans están presentes en muchos alimentos y a veces lo ignoramos.  Está presente en la mayoría de alimentos procedentes de la industria de la panadería (panes, kekes, bizcochos, tortas, galletas, etc.) y todos los productos que utilicen grasas vegetales hidrogenadas o manteca vegetal obtenida por este proceso.  También se pueden incluir algunas margarinas, chocolates, chicles, helados, rellenos de galletas, canchita de microondas entre otros.

Lamentablemente en nuestro medio no está regulado por ley incluir la cantidad de grasas trans en nuestros alimentos como lo está en Estados Unidos.  No se trata de sobre alertar, sino de tener la información para saber escoger.  Mire bien las etiquetas y lea los ingredientes, busque opciones que no tengan “grasa vegetal hidrogenada” o “manteca vegetal”.  Busque alimentos que digan “aceite vegetal” como parte de sus ingredientes, puesto que esto quiere decir que el aceite es líquido y no hidrogenado.

Anuncios